Desde la primera edición la gastronomía ha sido uno de los pilares fundamentales de la fiesta.

Los establecimientos de Sos del rey Católico presentan una variedad de tapas que tienen como característica principal que estan elaboradas con alimentos que se encontraban en la península con anterioridad al descubrimiento de América.

En los comienzos era un concurso en que el ganador representaba a la villa de Sos en el concurso de tapas organizado por la Asociación de Villas Medievales, pero en la actualidad se ha pasado a un formato más participativo que denominamos la Ronda de Tapas y que siempre está amenizado por música de gaiteros y timbales con piezas de la época recreada en esta celebración.